Entornos de vigilancia estratégica: mini guía para pymes

Lo sabemos, lo podemos llamar de muchas maneras: inteligencia competitiva o colaborativa, vigilancia tecnológica o estratégica, o entornos organizativos de aprendizaje. Sabemos que para innovar […]

Lo sabemos, lo podemos llamar de muchas maneras: inteligencia competitiva o colaborativa, vigilancia tecnológica o estratégica, o entornos organizativos de aprendizaje. Sabemos que para innovar y tener una visión estratégica, necesitamos tener información de lo que pasa fuera de los límites de nuestra empresa, comunicación continua con el exterior que nos permita conocer la evolución del mercado, las nuevas tendencias, las necesidades de nuestros clientes, cómo se comporta la competencia, detectar nuevas oportunidades, e incluso -y no menos importante- qué se está haciendo en otros sectores que podamos incorporar al nuestro, con el fin de mejorar nuestros productos y servicios, adelantarnos a los cambios y ser más competitivos.

Sabemos que las competencias vinculadas a visión estratégica e innovación son cada vez más importantes en los entornos actuales de mercado, nos ayudan a conseguir los mejores resultados a medio/largo plazo y no focalizarnos únicamente en el presente.

La visión estratégica y la innovación implican:

  • Preguntarse constantemente si se está en el camino correcto para alcanzar los objetivos.
  • Contar con el conocimiento de la influencia del entorno y convertir ese conocimiento en inteligencia de mercado.
  • Creatividad e innovación para responder al entorno y adelantarnos al cambio.

Para ello, construimos nuestros entornos de vigilancia estratégica, para explorar y aprender continuamente de las múltiples fuentes de información con las que contamos. Sí, aunque no lo sepas, tú también tienes tu entorno de vigilancia estratégica. Sin embargo, no siempre aprovechamos todos los recursos que tenemos a nuestro alcance, los que nos ofrecen las tecnologías sociales para optimizar toda esa información.

Internet es el canal de información dominante, el que crece a una velocidad más rápida, el que mayores contenidos almacena y donde se distribuyen mayoritariamente todos los datos e informaciones. Nunca tanta información y conocimiento ha estado tan disponible y al alcance de la mano como ahora.

¿Cómo construyo mi entorno de vigilancia estratégica? Aquí tienes una mini guía con algunas ideas resumidas:

 

Blogs

Seguro que encuentras en la red tesoros de algunas personas de tu sector o colaterales que te aportan conocimiento, repositorios de información, revistas electrónicas, etc., donde se comparte información y conocimiento interno y externo relacionado con tu sector y actividad. Te será más fácil estar actualizado de toda esa información si cuentas con algún “agregador” de contenido tipo Feedly y te suscribes a newsletters interesantes.

Redes sociales

Por supuesto, para tener un buen entorno de vigilancia estratégica, debemos estar activos en algunas de las redes sociales más profesionales, no solo como fuente de información, sino también para escuchar al mercado de una forma más proactiva. Las redes sociales nos permiten conversar con nuestros clientes y usuarios y conocer sus necesidades, sus gustos, sus tendencias. Nos permiten conectar con el mercado, compartir información de nuestra empresa con ellos, adelantarnos a sus necesidades e innovar.

Para ser más productivo y eficiente gestionando tus redes, puedes utilizar Hootsuite o Tweetdeck, por ejemplo. No pierdas de vista a Twitter, LinkedIn con sus grupos de debate especializados, Slideshare, y Google+ con sus comunidades y hangouts.

Las organizaciones que crecen son las que escuchan al mercado, que conocen cómo evoluciona la competencia, que saben lo que se está hablando de ellas fuera de sus puertas, analizan las tendencias y responden a las nuevas necesidades. Existen herramientas de análisis y escucha de conversaciones 2.0 muy efectivas como Brandchats, por ejemplo.

Streaming

No podemos asistir a todos los eventos y conferencias a los que nos gustaría, pero cada vez en más casos estos eventos se transmiten vía streaming, con conexión en directo y, si no es el caso, en la mayoría de ellos se suele editar un vídeo resumen. De nuevo, gracias a las redes sociales te puede llegar la información del evento.

Comunidades abiertas

Existen numerosas “comunidades de aprendizaje”, de innovación, abiertas, donde se comparte y se crea nuevo conocimiento, se generan nuevos debates, productos, mejora de procesos, en definitiva, te llevan a generar nuevas ideas que aplicar a tu negocio consiguiendo mayor eficiencia, innovación y mejores resultados.

‘Curación’ y visualización de contenidos

Tu problema principal ante tanta información será la gestión de la infoxicación y el tiempo dedicado a tener más visión estratégica. Para ayudarte a gestionar mejor la información y el tiempo tienes a tu disposición – además de las herramientas mencionadas antes- otras para seleccionar y visualizar contenidos como Scoop.it, Symbaloo, infografías, etc.

Aunque, recuerda, lo importante no es tener la información, sino cómo la transformamos en conocimiento e inteligencia estratégica.

Foto: Libertinus

En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]