Gustavo Calvo: ‘Ya no busco en Google, sino en Facebook y Twitter’

Quien busque en la red “enoturismo urbano” dará enseguida con Señorita Malauva. Esta pequeña empresa se ha marcado como objetivo clave ser muy conocida. Se […]

Quien busque en la red enoturismo urbano” dará enseguida con Señorita Malauva. Esta pequeña empresa se ha marcado como objetivo clave ser muy conocida. Se apoya en una imagen moderna y divertida, en una estrategia novedosa de producto y en maximizar el uso de las redes sociales. La revista Hola acaba de incluirlos entre las últimas modas y tendencias en Madrid. El empresario que está detrás de todo esto es Gustavo Calvo.

Tres años, tres tiendas ya, en Valladolid, Madrid y Palencia. ¿Es usted un empresario de éxito?

Si el éxito se mide en dinero, no;  si se mide en crecimiento del negocio, en equipo, en estar constantemente creando actividades para crecer, y en que somos ya muy conocidos, sí, hemos tenido éxito.

La idea de crear Señorita Malauva surge de…

Procedo de Peñafiel (Valladolid), de familia ligada al vino, desarrollé turismo de bodegas. Decidí crear mi propia empresa.  El vino es cultura y quiero acercarlo a los que no lo conocen, a  muchos públicos y edades; que deje de ser un mundo cerrado, inalcanzable, de unos pocos y tendente al envejecimiento. El vino siempre ha servido para compartir momentos, cada vino además cuenta una historia.

¿Qué idea de negocio tienen?

Seleccionar vinos sin encasillarnos. Apoyamos a pequeñas bodegas que unen transformación y tradición. Hoy hay gente joven que ha vuelto al campo, a las bodegas y está innovando en el vino, en las etiquetas, en nuevas maneras de hacer. Fomentamos catas de esos nuevos bodegueros que tienen una nueva historia que contar, que van más allá de las características organolépticas del vino.

¿En qué se diferencia Señorita Malauva de otras enotecas?

Apostamos por una imagen divertida, agresiva y recordable, tanto en nombre como en diseño. El futuro es de las mujeres. Miramos con predilección al público femenino. Tradicionalmente el vino ha sido cosa de hombres. Buscamos dar la vuelta y llegar a las mujeres de hoy. Finalmente  nos diferenciamos en nuestros espacios, muy lejos de los lugares oscuros y de barricas. Nuestras tiendas tienen diseño, un cierto aire italiano.

Resúmanos su estrategia de producto

Proporcionar una oferta de vinos nueva, no clásica. Damos mucha importancia a la opinión de los consumidores  y no tanto a los criterios -un poco solemnes- de enólogos o sumilleres. Consideramos que el vino bueno no es necesariamente caro; que hay un vino para cada uno.

¿Cuál es la estrategia comercial que siguen?

Crear marca, marca y marca. Ser muy conocidos, por nuestra imagen, por idear actividades, sin cesar para reforzar esa imagen y por la calidad de nuestra oferta.

¿Qué venden en las tiendas Señorita Malauva?

Vinos de todo tipo; objetos ligados al consumo del vino, desde decantadores o abridores a alimentos de delicatessen muy especiales, y tenemos una línea de complementos con marca Señorita Malauva, broches, pendientes, pulseras o playeros.  Además elaboramos nuestra propia línea de vinos y aceites muy cuidados.

¿Se celebran muchos eventos en sus tiendas?

Realizamos catas constantemente, degustaciones y colaboraciones con otras empresas del entorno, apoyo a acciones solidarias, culturales, porque en estos momentos es lo que toca para seguir adelante. No paramos de crear y ofrecer a los clientes opciones que les atraigan. Tenemos un Club con 20.000 socios (que nos han dado su dirección de correo electrónico voluntariamente), que pasan por las tres tiendas, que compran.

¿Cómo se dan a conocer?

Señorita Malauva no existiría sin Internet. Ahí busco productos, genero ideas y encuentro a los clientes que son los que consumen y gastan. Cuando alguien me refiere algún vino, alguna actividad o una persona, antes que nada busco en Facebook  o en Twitter, no busco ya en Google. Utilizo también páginas de usuarios o especializadas. Los clientes nos solicitan catas para acontecimientos, como despedida de solteras o un evento de empresa y todo a través de las redes sociales. Las fotos que suben los clientes en Facebook o Twitter nos posicionan muy bien en buscadores. Ya digo, somos lo que somos gracias a las redes sociales.

¿Cómo trabajan en redes sociales?

Nuestro community manager conoce a fondo todo lo que hacemos, y de cualquier asunto relacionado con nuestro negocio “inventa” noticias que, gracias a las redes, se mueven solas y al final enganchan incluso a la prensa convencional. Es una tarea constante. No hay otra manera de sacar partido a las redes sociales. Los que dicen que no les dan resultado es porque no comunican. También movemos actividades para bloggers, para que nos conozcan y publiquen.

En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]