‘Networking’ y ayuda básica para primerizos en China

Como veíamos en el artículo sobre el ecosistema digital chino, no importa lo que sepas, allí casi empiezas de cero. Y en el mes que hemos pasado en […]

Como veíamos en el artículo sobre el ecosistema digital chino, no importa lo que sepas, allí casi empiezas de cero. Y en el mes que hemos pasado en China nos encontramos alguna sorpresa más, aunque no sólo digital, también en el campo de las relaciones y el día a día. Aquí va lo que aprendimos:

 

Networking

Al principio nadie contestaba nuestros correos electrónicos. No podemos estar seguros del motivo específico en cada caso, pero hay tres que nos afectaron:

  • Es muy posible que nuestros correos enviados desde Gmail no llegaran. Sabíamos de sobra que Google estaba bloqueado, pero no se nos ocurrió que si mandábamos nuestros correos desde Gmail se quedarían en algún punto del limbo. El denostado Hotmail ofrece buenos resultados, así que… Back to 90s. (Aclaro: si usas Google for Business, podría pasar lo mismo).
  • Es posible que no lo entendieran. Si el que recibe el email no entiende inglés (algo bastante factible), es posible que ante el agobio prefiriera borrarlo. Así que mejor prepara una introducción en chino (aunque sea con traducción automática) indicando qué quieres y que se lo reenvíen a alguien que habla inglés.
  • Es posible que pasaran, porque… prefieren usar WeChat. En uno de los emails introdujimos, desesperados, una pequeña variación: añadir mi usuario de WeChat (IFanego, por si queréis agregarme) y, al rato, nos estaban contestando por ahí. Esto no evitó que volviéramos a caer en el error de priorizar el correo electrónico sobre WeChat, pero después de eso ya aprendimos la lección.

 

Y hay otra cosa incluso más importante: ayuda mucho ser presentado por otra persona. Así que piensa si tienes algún contacto en China que pueda presentarte a alguien, para poder ir “tirando del hilo”. En Mundo Spanish podrás encontrar a otros españoles que viven o trabajan en China (y otros países), si no tienes amigos/conocidos/contactos lejanos, puede ser una buena opción.

En nuestro caso, lo más útil fue el punto anterior (no sé cómo podremos agradecérselo a todos los que nos ayudaron) e ir a un evento especializado. El ser occidentales llama la atención y facilita ese primer contacto, así que es otra cosa que recomendaría.

También es interesante hacerse con un número de teléfono local cuanto antes, es un proceso algo “rollo” (casi dos horas nos llevó), pero merece la pena.

Y, claro, no hay que olvidar que llegar a una cita tarde queda bastante mal en China (en todas partes, pero aquí peor). Una buena forma de evitarlo es seguir estos pequeños trucos de supervivencia básicos.

Pero si hay un concepto que llama la atención es ese del guanxi. ¿Qué es? Luis Galán se encargó de explicarlo a la perfección hace algún tiempo en este mismo blog. A modo de resumen, es una especie de “banco de favores”: yo te rasco la espalda, tú me la rascas, pero llevado al extremo.

 

Trucos de supervivencia básicos

Si tienes mala orientación, no salgas sin un mapa offline

Creo que soy una de las personas con peor orientación del mundo. Así que cuando Google Maps llegó al móvil, se convirtió en mi compañero inseparable de viajes (para ir casi a cualquier sitio). Pero, claro, sin datos se acaba la alegría (los pequeños trucos de “precargar” el mapa antes de salir del hotel son un engorro). Así que para no ser el típico paquete al que siempre hay que llevar de un sitio a otro, investigué y encontré estos mapas que funcionan offline:

  • CityMaps2go (iOS y Android). Empecé a usarlo hace unos dos o tres años. Es fiable, pero hay que descargar los mapas de cada ciudad de forma independiente (al menos en la última versión que probé).
  • Maps.me. Descarga el mapa del país “de golpe”, muy útil, aunque algo menos fiable que CityMaps2Go (opinión personal). Ahora mismo es la app que utlizo (por el engorro de las descargas de mapas).
  • Triposo. Parte guía turística, parte mapa, es perfecta si también vamos a hacer escapadas a ver cosas.

 

Aprender cuatro expresiones en chino hace que parezcas simpático

Pero si no estás en la situación de aprender el idioma (no es precisamente fácil), no servirá de casi nada (insisto, es útil porque consigues que te hagan un pelín más de caso, pero se queda corto si queremos algo más). Por eso es necesario contar con algún traductor o diccionario.

 

Descarga algún diccionario o traductor automático

Mucha gente no habla inglés ni otro idioma que no sea el chino. Por ello, para ciertas situaciones cotidianas, mejor llevar descargado algún traductor que pueda sacarnos de pequeños apuros. Recomendaría Pleco (si alguien pensaba en Google Translate, que vuelva al primer punto).

 

Sorprende a tus amigos con un traductor de texto en tiempo real 

En una de las aceleradoras que visitamos conocimos al fundador de Waygo, una app que al verla pensamos: ¿cómo narices no sabíamos que existía antes? Con Waygo puedes pasar el móvil sobre un texto en chino y ver la traducción en inglés en tiempo real, sin conexión a Internet. Y funciona de forma bastante decente:

Waygo

Parece una tontería, pero hay muchos restaurantes sin menú en inglés y esta app salva el día de forma más que competente.

 

Lleva cash: hay que pagar por adelantado casi todo

Pedir unas cañas y pagar al irte. Meh.

Pagar el hotel al hacer checkout. Meh.

Y así con casi todo. El dinero se entrega por adelantado, algo que es preciso tener en cuenta, tanto en la vida personal como al hacer negocios).

 

Ten el pasaporte a mano

Aunque es un consejo que vale para casi cualquier viaje, la verdad es que al menos yo tiendo a dejarlo en el hotel. Pero en China, si quieres comprar un billete de autobús o de tren o comprar una tarjeta móvil prepago, tendrás que entregar el pasaporte (a veces hasta tendrás que dejar el número para conectarte en alguna WiFi).

 

Y poco más, de momento. Espero que estos trucos os saquen de algún apuro si os decidís a emprender un viaje a China.

Foto: @tam_tami

Etiquetas: ,
En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]