Persiguiendo a nuestro posible cliente con el ‘remarketing’

Hace unos meses realizamos una campaña de remarketing o retargeting en nuestro eCommerce, y el resultado fue satisfactorio, pero me gustaría  comentar algo sobre esta […]

Hace unos meses realizamos una campaña de remarketing o retargeting en nuestro eCommerce, y el resultado fue satisfactorio, pero me gustaría  comentar algo sobre esta forma de “perseguir” a nuestro posible cliente online. ¿Qué es el remarketing? A mi modo de ver, la definición del remarketing sería: anuncios que mostramos de nuestro eCommerce, cuando están navegando por otros sitios web, a posibles clientes que anteriormente nos han visitado y que se han interesado por algún producto o servicio de nuestro catálogo sin llegar a comprarlo. Es un modo eficaz de redirigirlos a nuestra web o tienda online y tener una segunda oportunidad de venta.  Una buena herramienta enfocada a vender más.

Hay varios tipos de remarketing, pero los diferenciaría por un parámetro, que depende del destinatario: si ha comprado alguna vez o no ha comprado nunca pero sí nos ha visitado. Las técnicas de remarketing son una excelente herramienta para mejorar nuestra estrategia de marketing y tenemos que contar con ellas, pero tenemos que hacerlo bien y rápido, porque de lo contrario los resultados no serán los esperados.

Una de las técnicas más utilizadas son los banners o anuncios publicitarios de nuestro eCommerce en otros sitios web. Pongo el ejemplo de uno de nuestros productos: las motosierras. Podemos crear una campaña de remarketing de, por ejemplo, aceite para cadenas de motosierras, y dirigirla a las personas que han visitado alguna de nuestras páginas interesándose por ese producto y finalmente no lo han comprado.  También podemos dirigirnos a clientes que han comprado algún producto y se han interesado por otro relacionado con él, como podría ser el aceite para cadenas de motosierras.

Otro de los métodos utilizados es el correo electrónico. Como  disponemos del e-mail de la persona que inició la compra y no la finalizó, podemos enviarle un correo electrónico personalizado recordando que tiene un producto en la cesta y que si finaliza la compra en este momento le obsequiaremos con el envío gratis del producto o cualquier tipo de incentivo en forma de descuento directo, o en futuras compras. De esta forma ganamos fidelización y confianza.  Si son clientes que han comprado anteriormente, el envío del correo electrónico es para recomendarles productos relacionados con su compra, como por ejemplo el aceite de cadena.

Y, por último, el remarketing en nuestro propio eCommerce. Tener una home con varios productos o categorías está muy bien para las personas que nos visitan por primera vez, ya que no sabemos nada de sus intereses. Pero ¿por qué no adaptar las páginas al gusto de los usuarios que nos visitan por segunda vez? Como sabemos qué es lo que han visitado previamente, podemos situar esos productos en primera línea de tiro. Para los clientes que nos han comprado alguna vez y vuelven a visitarnos, podemos hacer que les aparezca en primer lugar los productos relacionados con sus últimas compras.

Es posible, por tanto, preparar campañas para los dos tipos de usuarios: los que te han visitado alguna vez y han comprado y los que te han visitado alguna vez y no han comprado nunca. No sé definir cuál de los dos grupos de usuarios tiene más posibilidad de responder positivamente a una campaña de remarketing. ¿Cuál pensáis que puede ser más interesante de potenciar?

El remarketing está “catalogado” dentro de la familia de la publicidad online y es una técnica excelente para nuestra estrategia de marketing por una simple razón: que no va destinada a posibles clientes, sino a usuarios que demuestran o han demostrado un interés en nuestros productos, es decir, que no son sólo posibles clientes, sino clientes potenciales. ¿Vamos a perseguirlos?

Un último ejemplo: si estáis buscando una motosierra por Internet y visitando varias webs o eCommerces, siempre os sale el mismo banner o anuncio de una marca y modelo en concreto. ¿No creéis que el anunciante tiene muchas más posibilidades que otro de que se la acabes comprando a él?  Yo creo que sí, que tiene muchas más probabilidades, pero si me permitís un consejo: no olvidéis comprar el aceite de la cadena. ;-))

 

Foto @fernand0, distribuida con licencia Creative Commons BY-2.0

En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]