¿Es importante ofrecer un salario emocional a tus empleados?

El sueldo ya no es el único motivo por el que un trabajador se queda en una empresa, ahora más que nunca influyen también otros […]

El sueldo ya no es el único motivo por el que un trabajador se queda en una empresa, ahora más que nunca influyen también otros factores que tienen que ver con la satisfacción y bienestar del empleado en la organización.

Cuántas veces has pensado: “si me pagaran las horas que hago de más, estaría más motivado en mi puesto de trabajo” o “si saliera a mi hora, pasaría más tiempo con mi familia o haciendo lo que me gusta”. ¿Te sientes identificado?

Años atrás, los trabajadores buscaban como alicientes una subida de sueldo. Pero los tiempos han cambiado y hoy lo que más valora el empleado no es ganar más dinero, sino que las condiciones de trabajo sean justas y apropiadas.

¿A quién no le alegra que su jefe le suba el sueldo? Quien diga lo contrario, miente. Pero eso únicamente ya no es suficiente para motivar al empleado y retenerlo en la empresa. Hay otros factores implicados:

  • Flexibilidad.
  • El sentimiento de sentirse valorados por la labor que realizan.
  • Tener autonomía y responsabilidades.

Por tanto, la empresa que ofrece estas ventajas no económicas, lo hace para mejorar su calidad de vida, enriqueciendo su bienestar y satisfacción personal y profesional.

Todo esto, a su vez, contribuye a mejorar la productividad, un punto muy importante para la empresa. Asimismo, la organización que ofrezca un buen salario emocional, saldrá beneficiada con los siguientes puntos:

  • Reducirá la rotación de personal.
  • Bajará el absentismo.
  • Disminuirá los costes administrativos.

 

Qué implica un salario emocional

Si crees que atraer profesionales a tu empresa tan solo es una cuestión económica, vas por mal camino. Hoy más que nunca se valora el tiempo libre y en el lugar de trabajo se busca implicación, algo que no se consigue si el trabajador no está motivado.

Así que las empresas deberán velar por los intereses de sus trabajadores y para ello deben:

  • Reconocer y valorar sus logros.
  • Proteger sus intereses tanto profesionales como personales.
  • Cumplir sus necesidades personales.

Veamos, a continuación, algunos factores que cualquier empresa debe tener en cuenta para ofrecer a sus empleados un salario emocional:

  1. Horarios flexibles: esto no significa trabajar menos horas, de lo que se trata es de distribuir mejor el tiempo. Estar ocho o nueve horas seguidas delante del ordenador no implica mayor productividad. Con un horario flexible en el que tú puedes decidir cuándo trabajar y a qué hora entrar o salir, podrás conseguir un mejor equilibrio entre tu vida personal y laboral.
  2. Responsabilidades: hacer partícipe al trabajador a la hora de tomar decisiones es una idea brillante para hacerle sentir importante dentro de la organización. Así, el empleado será consciente de que su esfuerzo está valorado y reconocido, por lo que su nivel de implicación aumentará mucho más.
  3. Reconocimiento: al igual que cuando cometemos fallos, nos regañan y nos piden explicaciones, ¿por qué cuando hacemos algo bien no reconocen nuestra labor y valoran nuestros éxitos? Esto es un incentivo para que el trabajador se siga esforzando y, por otro lado, sirve para aumentar la competitividad de los demás trabajadores.
  4. Crecimiento: una forma de ofrecer un salario emocional competitivo es integrar programas que ayuden al trabajador a crecer profesionalmente. Se trata de un beneficio para la empresa y para el colaborador; por un lado, la empresa tiene empleados capacitados, que renuevan sus conocimientos constantemente y, por otro, los empleados están más felices de seguir creciendo y ascendiendo. Un empleado que no tenga posibilidades de promoción en su empresa tiende a acomodarse en su zona de confort y no intenta sacar el máximo rendimiento.
  5. Valores: la filosofía y cultura que la empresa transmita a sus empleados también influirán en su satisfacción. Si logran sentirse identificados con los valores que la organización transmite, les resultará más fácil desenvolverse en su lugar de trabajo y entender cuáles son sus obligaciones.

Llegados a este punto, ¿crees que es importante ofrecer a tus trabajadores un salario emocional? ¿Es relevante velar por el bienestar y la felicidad de tus empleados?

 

Imagen: PIRO4D

En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]