Las claves para que tu pyme aproveche Twitter

Empezamos hoy una serie de posts relacionados con Twitter, ya que esta red social, plataforma o medio de comunicación, como personalmente me gusta llamarlo, es […]

Empezamos hoy una serie de posts relacionados con Twitter, ya que esta red social, plataforma o medio de comunicación, como personalmente me gusta llamarlo, es en sí misma una magnífica herramienta de comunicación y atención al cliente, siempre que sea bien utilizada, pero para conocerla en profundidad habrá que ir paso a paso.

Cuando abrimos una cuenta en Twitter, la primera reacción que todos solemos tener es la de no entender cómo Twitter puede gustarle a la gente, pero poco a poco vamos descubriendo su gran potencial y finalmente termina siendo una herramienta indispensable en los planes estratégicos de comunicación de nuestra compañía.

Dar de alta un perfil en esta red es sumamente sencillo, simplemente entramos en Twitter, introducimos un nick (cómo queremos llamarnos, que siempre llevará delante una @), una dirección de correo electrónico, una contraseña y en cuanto validemos nuestro correo, ya estaremos dentro.

Para tener una cuenta de empresa en Twitter no es necesario tener un perfil personal previo, como sucede en otras redes sociales, simplemente elegiremos el nombre de nuestra empresa, decidiremos una biografía de 140 caracteres que sea capaz de trasmitir lo que queramos destacar de la misma y subiremos un logotipo (intentaremos que la imagen tenga la mejor calidad posible).

Es importante también tematizar el fondo de pantalla, pues quienes nos visiten a través de la web de Twitter,  recibirán una mejor impresión de partida. Pero veamos cómo podemos empezar a navegar por la página.

En la parte superior encontraremos diferentes apartados e iconos:

  • A la izquierda encontramos Inicio. Si lo pulsamos, nos mostrará las actualizaciones de todos nuestros amigos o contactos; las tendencias o trending topics (TT), es decir, los hashtags (#) del momento y también sugerencias de nuevos amigos bajo el criterio utilizado por la plataforma.
  • En el segundo apartado, @Conecta, podemos consultar interacciones y menciones, es decir, las personas que nos han “retuiteado” (RT), las que nos han empezado a seguir, quién ha puesto nuestro tweet como favorito o quién nos ha incluido en una conversación o nos ha nombrado por nuestro nick.
  •  En tercer lugar aparece #Descubre, donde encontraremos las historias más destacadas del momento, las cuales, si lo deseamos, estarán relacionadas con nuestros gustos habituales de lectura y mas próximas a nuestro perfil. También nos mostrará las tendencias del momento. Podremos ver la actividad de nuestros amigos, realizar búsquedas de nuevos amigos y explorar categorías, es decir, un buscador para encontrar nuestros temas de interés o personas relacionadas con un determinado sector o actividad.

 

En la parte superior derecha tenemos un buscador para encontrar personas o un determinado tema; y la silueta de un busto con un desplegable que nos permitirá:

  • Ir a nuestra página de perfil, si pulsamos en nuestro avatar (foto) o en nuestro nombre. Desde aquí podremos ver todos los tweets que hemos compartido y los usuarios a quienes seguimos (following), los usuarios que nos siguen (followers), así como el número de tweets que hemos enviado. Pulsando en cada uno de ellos, podremos acceder a la información, decidir a quién seguimos, bucear en sus perfiles, etc.
  • Ver o enviar mensajes directos (llamados coloquialmente DM o MD). Solo podremos enviar mensajes a los usuarios que nos sigan.
  • Listas. Nos mostrará las listas que hayamos creado y las listas en las que hemos sido incluidos, y nos permitirá crear nuevas (hasta 25). También podremos suscribirnos a las listas públicas de otros usuarios. La creación de las listas es fundamental para organizarnos bien desde el principio, así podremos elegir una determinada lista que hayamos creado para hacer el seguimiento en un momento determinado y no tener que acudir al timeline (TL) general. Para incluir a una persona en una determinada lista, solo tenemos que ir a su perfil, pulsar sobre el nick y en el desplegable de la silueta seleccionar Añadir o quitar de las listas:

 

  • Ayuda y teclas rápidas.
  • Configuración. Desde aquí podremos cambiar nuestro avatar, nuestra biografía, el fondo de pantalla, las contraseñas e incluso, si lo deseamos, podremos variar nuestro nick (no es muy recomendable cuando ya llevemos un tiempo, porque despistaremos a los usuarios que nos sigan).
  • Para comunicarnos, solo tendremos que escribir pulsando el cuadradito de la parte superior de la página o bien desde Inicio, en la parte donde aparece el espacio de compartir.
  • Para nombrar a un usuario siempre tendremos que utilizar su nick con la arroba delante, porque de lo contrario no le llegará el mensaje y no podrá respondernos.
  • Si un usuario nos menciona y queremos responderle, simplemente tendremos que pulsar bajo su tweet en la palabra Responder (Reply) y directamente aparecerá su nick. Con Retuitear (Retweet) podremos compartir una actualización o enlace de cualquier usuario (en ambos casos no es necesario ni seguirles ni que nos sigan) y también podremos guardar el tweet simplemente pulsando en Favorito. Cuando marcamos un tweet como favorito, el autor del mismo recibe una notificación por correo electrónico (solo si tiene activadas las notificaciones).

Antes de compartir nuestras primeras actualizaciones, debemos pensar bien el contenido de nuestros primeros mensajes, ya que el siguiente paso es seguir a usuarios para comenzar a forjar nuestra red y que los mensajes no se queden en el aire porque no llegan a nadie. Cuando un usuario recibe la notificación de que les seguimos, lo más común es que consulte nuestra biografía y después nuestro timeline (TL), para ver el tipo de contenidos que emitimos y decidir si nos sigue o no. Por ello es importante que cuidemos lo que compartimos.

Existen fórmulas para comprar seguidores y para crecer más deprisa, pero personalmente no lo recomiendo. Creo que haciendo un buen trabajo por parte de la marca, conversando, interactuando y compartiendo información de interés se obtienen grandes resultados en cantidad y sobre todo en calidad.

Twitter es, de momento, una red gratuita, pero no basta con abrir el perfil, ya que tendrá que haber un profesional detrás para gestionarla, así como un tiempo de dedicación que lógicamente tiene un coste. Para ello y para darnos a conocer como empresa, podemos contratar perfiles específicos de Community Manager o también pagar tweets patrocinados.

En las próximas semanas veremos detenidamente herramientas muy interesantes para poder gestionar más cómodamente Twitter fuera de su web, como TweetDeck y Hootsuite, así como las mejores aplicaciones para analizar datos, programar tweets, enlazar con otras redes y sacar el mejor provecho de esta magnífica red.

Foto @ JoshSemans, distribuida con licencia Creative Commons BY-2.0

En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]