Cómo puede Pokémon Go beneficiar a mi negocio o a mi marca

Maria Vivancos, responsable de proyectos en mi compañía, me dijo hace dos días: “Si no has estado viviendo bajo una roca la última semana, sabrás […]

Maria Vivancos, responsable de proyectos en mi compañía, me dijo hace dos días: “Si no has estado viviendo bajo una roca la última semana, sabrás que recientemente Nintendo ha lanzado Pokémon Go, el último juego de la franquicia, que en diez días de versión beta ha superado en usuarios a Candy Crush y en número de búsquedas al porno”.  Nos descargamos Pokémon Go, investigamos y llegamos a la siguiente conclusión.

Pokémon Go, el nuevo juego de Realidad Aumentada

El nuevo juego, y también el juego clásico, consiste en cazar unos monstruitos llamados Pokémon y entrenarlos para batallar por turnos contra los llamados líderes de gimnasio. A medida que avanzas en la aventura, los Pokémon van subiendo de nivel y se van volviendo más poderosos. La diferencia entre los dos juegos, aparte de los veinte años que los separan, es que lo que antes jugabas en tu Game Boy Color de 8 bits, ahora puedes vivirlo en primera persona y en tiempo real gracias a los smartphones y la realidad aumentada.

Una de las gracias de Pokémon Go es que sigue siendo el mismo Pokémon de siempre, pero trasladado al mundo real. En el juego original te hacían viajar por rutas, campos, playas, ciudades, pueblos, cuevas y océanos, porque en cada una de estas zonas había diferentes tipos de Pokémon, así que para conseguirlos a todos tenías que recorrer todo el mapa. Esto se ha podido hacer realidad gracias a que Niantic (la empresa desarrolladora del juego, que es una startup vinculada a Google) se ha valido de Google Maps y del GPS de los smartphones para la geolocalización para el juego, de manera que necesitas moverte y viajar para poder acceder a todos sus secretos.

Esto, hoy, se traduce en miles y miles de personas saliendo a la calle para cazar Pokémon a través de sus móviles, porque por fin pueden vivir la experiencia en sus propias carnes.

¿Por qué crear una campaña de marketing usando Pokémon Go?

Ahora mismo, Pokémon Go es tendencia en el mundo entero; las redes sociales son un hervidero burbujeante de fotos, vídeos, experiencias y noticias relacionadas con el juego. La gente, sí, la gente de a pie que no sabe lo que sucede, quiere saber qué está pasando, así que se descarga el juego, y mientras juega, este le genera una serie de impresiones que luego va a plasmar, sin duda alguna, en las redes sociales. En este mismo momento, un gran volumen de personas está deseando interactuar con la comunidad Pokémon, formar parte de ella; hay un sector que está pletórico, otro que “ni fu ni fa”, y el resto está harto de que todo el mundo hable de Pikachu. Todos ellos quieren dar su opinión al respecto. ¿Por qué no incentivarles para que lo hagan en nuestro muro?

¿Y qué pasa con los comercios minoristas? Resulta que en la Barceloneta hay un Pokémon de tipo agua rarísimo de encontrar y una masa de gente acude cada noche (porque el bicho solo aparece de noche) para intentar cazarlo. ¿Por qué no ofrecerles nuestro restaurante para repostar? ¿Por qué no informarles de que formamos parte de su comunidad y que nos alegramos de tenerles con nosotros?

La respuesta es simple: porque si no lo hacemos nosotros, lo hará nuestra competencia. Ya están comenzando a aparecer casos de locales y marcas que están sabiendo aprovechar el filón de la fiebre Pokémon; no sacarle partido a este fenómeno es perder una oportunidad de oro.

Actualmente, en este mismo instante, ya existen recursos que el mismo juego pone a disposición del usuario y que pueden beneficiar a los comercios. Dos de ellos son las “Pokeparadas” y los “Gimnasios de líder”. Igual que en el juego clásico, en Pokémon Go tienes que batallar contra los líderes de gimnasio, que se encuentran distribuidos por el territorio (por tu ciudad, tu pueblo, etc.); son edificios reales que de manera aleatoria se han convertido en gimnasios dentro del juego, por lo que en su interior, los jugadores pueden luchar entre sí. Lo mismo ocurre con las Pokeparadas, que son puntos de interés en los que puedes encontrarte con Pokémon poco frecuentes, objetos valiosos o beneficios para los entrenadores.

Los comercios y locales que en Estados Unidos han tenido la suerte de verse convertidos en alguno de estos puntos de encuentro, han aumentado sus ingresos en cuestión de días; y es normal, teniendo en cuenta que el flujo de entrenadores que llega a dichos locales ha sido continuo en las últimas semanas.

Si tu comercio no es Pokeparada, hay otra manera de atraer entrenadores: atrayendo Pokémon. El juego permite comprar unos señuelos que sirven para que la periodicidad con la que aparecen aumente durante media hora; un módulo señuelo cuesta 100 monedas, y 100 monedas cuestan 1€. Por 2€ la hora aproximadamente, podemos tener nuestro local con un flujo constante de gente. Y por si esto no fuera poco, los responsables de la app ya han confirmado que se podrá solicitar que nuestro local se convierta en una Pokeparada a través de este formulario.

 

¿Qué hacer para iniciar una campaña de marketing usando Pokémon Go?

Lo primero de todo, descargar el juego; es gratuito y se encuentra en la Apple Store de Apple o en la Play Store de Android.

A continuación, localizar nuestro comercio en el mapa, y comprobar si se encuentra cerca de una Pokeparada o de un gimnasio. Si no lo está, comprar un módulo de señuelo por 2€ la hora para que la zona se llene de Pokémon.

Por último, ofrecer algún tipo de reclamo creativo para que los entrenadores se aventuren a entrar en nuestro comercio y lo sientan como parte de la comunidad Pokémon. Puede ser un descuento equivalente al nivel del último Pokémon que han cazado, un artículo gratuito si cazas cierto tipo de Pokémon, o una gratificación por haber vencido al líder de gimnasio más cercano. La gamificación y la naturaleza lúdica han de ser las protagonistas de este tipo de campañas.

Hace poco menos de una semana que el juego salió oficialmente a la venta, y esto solo acaba de comenzar. Pokémon Go todavía está en desarrollo: la “jugabilidad” se ha de estabilizar y los servidores no dejan de dar problemas; durante los próximos días, semanas y meses no vamos a dejar de recibir noticias sobre las novedades del juego. Por llegar está la opción multijugador y no olvidemos que los Pokémon que se han lanzado en Pokémon Go son solo los 151 de la primera generación. Actualmente, en los juegos clásicos hay siete generaciones y existen un total de 721 especies diferentes de Pokémon. Con esto quiero decir que tenemos Pokémon Go para rato, y este es el momento de plantearse qué queremos hacer con ello en nuestros negocios.

 

Foto: Pixabay

En Con Tu Negocio encontrarás los mejores contenidos para pymes sobre innovación, marketing, redes sociales, internacionalización y mucho más. Suscríbete y no te perderás nada.
Acepto las condiciones legales
[Un servicio de MailChimp]